Internacional

“Nos están haciendo la vida imposible desde Bruselas” | Opinión

Europa vuelve a dispararse a los pies con sus políticas progresistas. El viejo continente vuelve a ser el culpable de su propio malestar; y esta vez, lo pagan con el hambre de sus ciudadanos.

En esta ocasión, el caos encuentra su raíz en las medidas medioambientales absurdas que se vienen imponiendo desde la Unión Europea. Políticas que van desde trabas burocráticas para obtener permisos de cosecha, certificados de responsabilidad medioambiental y exigencia de un barbecho.

Evidentemente, estos entorpecimientos al proceso productivo agrícola han perjudicado gravemente a los agricultores europeos, quienes han respondido cortando las vías de acceso a las principales ciudades del continente, principalmente en Francia, España, Italia, Portugal y Bélgica.

El desabastecimiento fruto de este bloqueo, que provocó una subida de precios en las principales ciudades, parece haber servido en países como Francia, donde además se ejecutó un boicot a los camiones que transportaban productos alimenticios procedentes de España.

Y todo esto no es más que el obvio resultado de perjudicar a tus productores y beneficiar a los de Marruecos, quienes han recibido más de 110 millones de euros para financiar sus cosechas y que, además, no pasan los mismos controles de calidad que los del territorio europeo.

⚫ TE PUEDE INTERESAR: La influencia de Meloni en la crisis migratoria europea

El campo ha levantado su voz de protesta en contra de los abusos burocráticos dictados por la Unión Europea en coordinación con los gobiernos nacionales.

Y su mensaje es claro: o los burócratas – que creen ser expertos en todo – dejan de perjudicarlos o ellos seguirán cortando el suministro a las ciudades.

“Nos están haciendo la vida imposible desde Bruselas”, declaraba un agricultor enfurecido hace unos días, cuando se dirigía hacia Madrid.

Y es que, ¿cómo no va a estar enfurecido cuando cada vez le va peor porque las trabas son solo para algunos y a otros les regalan el dinero?

El accionar de los agricultores europeos es el único eficiente en este tipo de situaciones. Porque si se limitaran al diálogo -cosa que ya intentaron, sin éxito- no serán oídos en Bruselas, ni en sus gobiernos.

Europa tiene su futuro en las manos. Y mientras estas manos sigan siendo la de los progresistas, globalistas y socialistas, el viejo continente está destinado a su fracaso.

Cierro con unas dudas que a día de hoy aún no consigo resolver: ¿Qué le debe Europa a Marruecos? Y sobre el caso particular de España, ¿Qué le debe Pedro Sánchez al país norteafricano?

📢 En ILAD defendemos la democracia, la economía de mercado y los valores de la libertad. 👉 Síguenos en nuestras redes sociales: bit.ly/3IsMwd8

Deja un comentario

Your email address will not be published.

You may also like